Quantcast
El tiempo en: Córdoba
Martes 27/09/2022
 

Córdoba

El transporte escolar para el curso 2022-2023, en peligro

Las empresas temen que los concursos públicos de rutas que están por publicarse no contemplen las variaciones de los precios de los combustibles.

Cargando el reproductor....

El sector del transporte de viajeros de Andalucía ha organizado un encuentro de formación con todas las empresas para analizar los costes de las rutas escolares con los precios que oferta la administración autonómica. La principal conclusión de este encuentro, al que ha asistido la Agrupación Empresarios de Transportes Discrecionales y Regulares de Viajeros de Córdoba (ATC Córdoba), es que el coste es inasumible, si no se incluyen en los contratos y licitaciones públicas previsiones para el aumento del gasto en combustible, mayores costes de mantenimiento y el encarecimiento de materias primas.

ATC Córdoba, al igual que el resto de las asociaciones provinciales del sector y las federaciones andaluzas del transporte, garantizan un gran consenso en el sector para no empezar las rutas en septiembre si no se toman medidas. “De ahí que sea más necesario que Junta de Andalucía y la Consejería de Educación tomen en cuenta las propuestas del sector para las próximas licitaciones y mantener un servicio de calidad para las familias en los centros educativos de Andalucía”.

El encuentro del sector se basó en ponencias y exposiciones prácticas para analizar la cuenta de pérdidas y ganancias; y la cuenta analítica, de una empresa de transporte, cómo ha de conformarse el proceso de cálculo del coste del transporte escolar, identificando costes, clasificando partidas e imputando directamente lo que supone cada gasto exclusivo de transporte escolar.

Este análisis contable también se hizo en función del número de kilómetros, de las variaciones del precio del combustible, los mantenimientos, seguros, impuestos… y comparando con las ofertas económicas de los últimos pliegos de licitaciones públicas emitidas por la Junta de Andalucía.

Los niveles de demanda de viajeros, sobre todo en el transporte regular, aún están lejos de los de 2019, con una pérdida de más de 1.018 millones de viajeros en 2021, que aún persiste en 2022, con una caída que se sitúa de media en torno al 20%.

TE RECOMENDAMOS